Como hacer batidos o smoothies fácil y rápido con batidoras profesionales

Los smoothies son sin lugar a duda una de las modas culinarias que llegó hace unos años para quedarse. Con toda las propiedades de las frutas y las verduras, estos batidos son una manera ideal y deliciosa de tomar numerosos nutrientes beneficiosos para nuestra salud y bajos en calorías. Te descubrimos como hacer smoothies de manera sencilla con batidoras profesionales

Las modas gastronómicas saludables se suceden todos los años pero, no todas tienen el éxito necesario para convertirse en una tendencia que perdure. Este no es el caso de los famosos smoothies, si no todo lo contrario, ya que este tipo de batidos normalmente de fruta o verdura y leche llegaron a nuestras vidas para quedarse. El principal motivo, además de ser deliciosos, es sin duda las múltiples propiedades que los smoothies tienen, aportando todas las vitaminas que contiene la fruta y sus nutrientes beneficiosos como la fibra o el ácido fólico y las proteínas de la leche u otros elementos que le podemos añadir: café, leche de soja, leche de coco o té.

Los smoothies se pueden combinar de mil y una maneras constituyendo una bebida refrescante, saludable y baja en calorías, algo que agradecerá enormemente nuestro cuerpo. La gran ventaja del smoothie es su sencilla preparación, siendo ideales para degustar en el desayuno o la merienda. Por suerte ya existen muchos bares y restaurantes que ofertan en su carta smoothies de todo tipo, e incluso hay bares especializados en estos batidos que causan tanto furor.

Una preparación fácil y rápida

Una vez que prepares tu primer smoothie, te sorprenderás de lo fácil y rápido que tendremos este exquisito batido listo para disfrutar en pocos pasos. Lo primero y más importante es tener una batidora para smoothies de calidad para realizar el proceso de batido de manera perfecta y uniforme. Después de escoger la fruta o frutas que queramos para el smoothie, debemos de pelarlas y trocearlas para ponerlas en el recipiente de la batidora. A continuación hay que añadir uno o dos vasos de leche u otro tipo de líquido como café, té, leche de soja, leche de coco o simplemente agua.  Otra opción muy recomendable es añadir ingredientes que espesen como yogurt, avena o helado, dándole así al smoothie su textura tan característica. Por último, tan solo tenemos que dejar a la batidora trabajar hasta que veamos que el batido adquiere el aspecto y la textura ideales. Para poner la guinda, y nunca mejor dicho, podemos adornar por encima el smoothie con fruto secos, virutas de chocolate, hierbas aromáticas o canela y endulzar al gusto.

Todo tipo de frutas… y verduras

Sí, como lo lees, también las verduras y los vegetales son protagonistas en el mundo de los smoothies. Zanahorias, tomates, espinacas, rúcula, pepino, calabaza, calabacín… se podría decir que el smoothie de verduras se ha convertido en el gazpacho del siglo 21. Los llamados ‘smoothies verdes’ son uno de los favoritos durante el verano, siendo un alimento refrescante que nos aporta vitaminas, antioxidantes, proteínas y minerales con grasas saludables y pocas calorías.

En cuanto a las frutas, todas son recibidas con los brazos abiertos y con la boca agua cuando se trata de hacer un smoothie de los buenos. Desde cítricos como las naranjas, limones, limas o pomelos; frutos rojos como los arándanos, fresas, moras o frambuesas; frutas exóticas como la piña, papaya, mango, coco, kiwi o aguacate, hasta las frutas clásicas de siempre como la manzana, pera, plátano o melocotón.

Hay smoothies de frutas y verduras de todos los gustos y sabores, el reto es probarlos todos para encontrar nuestro batido preferido y disfrutar de él la manera más rápida, sencilla y lo más importante, saludable.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.