La Autoridad Portuaria de A Coruña implanta medidas económicas para facilitar liquidez a proveedores y clientes

Desde el 13 de marzo se abonaron a los proveedores 260 facturas, por importes que suman 1,75 millones de euros

La Autoridad Portuaria de A Coruña ha puesto en marcha una serie de medidas de carácter económico destinadas a facilitar liquidez a sus proveedores y a las empresas usuarias del puerto, especialmente a aquellas que se han visto más afectadas por la pandemia provocada por el coronavirus.

Así, el pago a los proveedores se ha agilizado de forma que el plazo medio de abono de las facturas se ha reducido a solo 12 días. El presidente de la Autoridad Portuaria, Enrique Losada, solicitó a todos los departamentos de la entidad un esfuerzo para reorganizar el trabajo de forma telemática y atender con carácter prioritario las necesidades de las empresas, lo que se ha traducido hasta el momento en el pago de 260 facturas por importe de 1,75 millones de euros.

El 11 de marzo, cuatro días antes de la declaración del estado de alarma, la Autoridad Portuaria ya comenzó a prepararse para la situación que era previsible, lo que permitió abonar solo dos días después, el 13 de marzo, todas las facturas que se habían recibido y autorizado hasta el día anterior, un total de 53 recibos que sumaban 435.000 euros. Desde entonces y hasta el día de hoy, se pagó a los proveedores otras 207 facturas, por 1.315.000 euros. En total, 1,75 millones que han llegado a múltiples empresas de sectores muy diversos.

Asimismo, con el fin de apoyar a las empresas que conforman la comunidad portuaria de A Coruña, la Autoridad Portuaria ha aplicado desde el primer momento las disposiciones recogidas en las Recomendaciones efectuadas por Puertos del Estado el 19 de marzo, y desde esta semana en el Real Decreto de medidas urgentes que entró en vigor el 22 de abril.

Entre las acciones que están en marcha figuran el aplazamiento de los pagos de tasas y liquidaciones, sin intereses ni necesidad de garantías adicionales, así como la rebaja de la cuantía de las tasas portuarias en los casos en que estén permitidos, evaluando la situación concreta con cada operador y aplicando las bonificaciones y vías de ayuda que se adapten mejor a cada caso.

Con todas estas medidas, la Autoridad Portuaria quiere plasmar su compromiso con el impulso a la competitividad de las empresas coruñesas, con el objetivo de apoyar al tejido productivo y en consecuencia a todos los trabajadores en estos momentos de dificultades.

Enrique Losada ha subrayado asimismo su reconocimiento a la comunidad portuaria y al conjunto de los profesionales, tanto de organismos oficiales como de entidades privadas, que hacen posible el óptimo funcionamiento de la actividad portuaria a pesar de las restricciones existentes, y con garantías de seguridad. “Este esfuerzo colectivo –indico- permite mantener el pulso a nuestros cientos de operadores y usuarios, y, además, garantiza el abastecimiento a la población de bienes de primera necesidad como pescado, carburantes o graneles agroalimentarios, entre otros”.

La Autoridad Portuaria continuará aplicando todas las medidas que estén a su alcance para impulsar la recuperación económica e industrial en su área de influencia. A pesar de que las oficinas están cerradas al público, todas las áreas de gestión del organismo están activas y a disposición de los operadores con fórmulas de trabajo no presencial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.