“Parte de Guerra XV”: el “Rally La Coruña-Sáhara” en octubre, si el Coronavirus lo permite

Por Roberto L. Moskowich

Unos días antes de iniciarse el “Estado de Alarma”, publiqué que el maldito Coronavirus había obligado a aplazar el interesante “Rally La Coruña-Desierto del Sáhara”, organizado por los coruñeses de “Noemborques”, que son unos consumados especialistas en este tipo de viajes, y me había privado de participar en tan interesante aventura.  Pues bien, ya hay nuevas fechas para realizarlo, de acuerdo con el correo que me remitió Enrique Martínez , responsable de ese periplo:

“Nuestro viaje no se ha cancelado para siempre y si Dios quiere, el Gobierno y el virus también, la nueva fecha prevista será para el 10 de octubre, aprovechando la festividad del 12, Día del Pilar y de la Hispanidad…. Buena fecha, también, para celebrar en el Norte de África, territorio que un día fue nuestro.

“El plan variará ligeramente, no en el número de días que serán los mismos, ni tampoco en los precios, pero sí en que vamos a visitar un nuevo sitio con un hotel maravilloso, que hará las delicias de todos los viajeros. Pronto os pasaré el dossier con las fechas y el Hotel en cuestión.

“Sin más, os deseo mucho ánimo y fuerza en este confinamiento y, sobre todo, lo más importante: ¡¡¡mucha salud!!!. Cuando pase, nos tenemos que juntar para tomar unas cañas”. Totalmente de acuerdo, Quique. ¡¡¡Mientras el cuerpo aguante!!!.

 Cuando hablo de mis “Corresponsales extranjeros”, más de un lector me pregunta a quiénes me refiero. Como expliqué ya en alguna otra ocasión, se trata de guías, mayoristas y agentes de viajes, chóferes, Directores de Hotel, camareros, hosteleros, pilotos, azafatas, transportistas diversos, a los que he conocido durante mis viajes por mucho más de medio mundo, y con lo que mantengo contacto por diversos conductos. Por eso, mis informaciones proceden de los cinco continentes.

A todos ellos los utilizo como Corresponsales informativos privados. De hecho, mantengo frecuente y fluido contacto con un buen número de ellos. Incluso, en algunos casos, esos contactos son prácticamente diarios. Utilizo para ello tres conductos preferentemente: WhatsApp, Correo electrónico y “Facebook”, que como saben es la más importante red social mundial, en la que tengo 5.000 contactos en todo el mundo.

Por mediación de esos Corresponsales (h-m), que se han convertido en auténticos amigos, me entero puntualmente, y sin ningún tipo de “filtros” indeseados, de la situación en sus respectivos países (y de la suya en particular) en el terreno político, económico, social, y ahora, más recientemente, en el tema del maldito Coronavirus.

Manuel Amial , entregándome el “Testimonio de Agradecimiento” de su Club, ex Presidente del Club de Leones Vila Praia de Áncora (Portugal), con el que está hermanado el Club de Leones La Coruña-Marineda, del que tengo a gala ser “Presidente de Honor”, me remitió el siguiente correo electrónico: “Mi querido hermano leonístico Roberto Moskowich:  En esta cuarentena forzada por el Covid-19, las lecturas diarias de tus artículos “Partes de Guerra” me ayudan a pasar el tiempo y son una bocanada de aire fresco que me llega de La Coruña a través de tu correo electrónico.

“Estamos todos viviendo un tiempo nuevo de confinamiento en nuestras casas y drásticamente limitados en nuestros encuentros sociales. Como sabes, hermano Roberto, somos leones de nuestros Clubs, La Coruña Marineda y Vila Praia de Âncora (Portugal), que están hermanados. Tenía mucha ilusión en el desarrollo mutuo de este hermanamiento, más por ahora tiene que aguardar al final de la pandemia para hacer algo en conjunto.

“En mi afán solidario y cultural también practico canto coral, como bajo, en el “Orfeão de Vila Praia de Âncora”, fundado en 1958 y con 62 años de actividad. Quiero compartir contigo este link, que reproduce nuestra labor en tiempo de pandemia, como regalo en tiempos de Pascua: https://www.youtube.com/watch?v=a-Q7rlElZAQ

“Para ti envío, también, mi felicitación por tu excelente labor periodística, con votos de salud y felicidad. Con amistad y admiración. Manuel Amial. Lions Clube de Vila Praia de Âncora. Portugal”. Muchas gracias por tus elogios, compañero Manuel.

Antonio Gallo Ruíz, querido amigo de la Casa de León en La Coruña, me remitió por “Facebook”, el siguiente mensaje de Pablo Gallo: “Bodegón metafísico para días de confinamiento (Acrílico sobre papel, 40 x 30 cm, 5 de abril de 2020). Ayer, por puro capricho, pinté un bodegón y después interactué con los objetos retratados. Primero hablé con ellos durante un rato, pero viendo que no me contestaban decidí cambiar de estrategia.

“Me bebí la cerveza y me comí los frutos secos mientras leía a Álvaro Cunqueiro. Podría decirse que interioricé el bodegón tras haber sido pintado, que pasó a formar parte de mi ser de manera literal. La carta del Tarot conocida como El Loco me la dio mi amigo José Luis Ducid, hace 23 años, en un piso de la coruñesa calle Orzán, tras habernos invitado a comer al pintor Branda y a mí un sábado cualquiera. Fue al despedirnos. Sacó al azar dos cartas de la baraja y nos dio una a cada uno. Extrañamente, a pesar del inexorable y cruel paso del tiempo, siempre he tenido cerca esa carta”. Pues, ya en el terreno esotérico, digo yo que por algo será….

Y completo este “Parte de Guerra” continuando mi ronda de conversaciones telefónicas con personas del denominado “Grupo de Riesgo”. Turno hoy para mi querido amigo Enrique Marfany Oanes (La Coruña, 26-2-1943), integrante del selecto grupo que bauticé “El Senado de Santa Cristina” el primero por la derecha, que se reunían los viernes en “El Rincón de Ger”, en la Playa de Santa Cristina (La Coruña).

Enrique y yo fuimos compañeros en la Primera Corporación Democrática del Ayuntamiento de La Coruña.  Economista de la Xunta de Galicia, fue Presidente de la Diputación Provincial de La Coruña (1979-1987), Presidente Provincial de UCD. Consejero del Banco de Crédito Local, Senador (1986-1989), y en 1996 fundó Democracia Gallega, abandonando definitivamente la política en el año 2002.

Vive relativamente cerca de mi casa, en un chalet situado al borde del Paseo Marítimo, a unos 200 metros del Puente del Pasaje. Me dijo que lleva muy bien el encierro, con su compañera Pily, y que tiene una hija que lo visita con frecuencia. No tiene perro ni gato, aunque tuvo ambos animales, sobre todo un precioso pastor alemán.

Enrique, que es uno de los “fijos” en las celebraciones de mis 2 Cumpleaños (14-7 y 30-12), pasa gran parte del día leyendo, haciendo estudios de Economía, y revisando un montón de cosas que tenía “aparcadas”. Ve muy poco la televisión, porque la mayoría de sus contenidos le parecen horribles, y afirma que prefiere no escribir.

Ahora no sale nada a la calle, aunque todos los días suele caminar casi una hora por el jardín o por casa. Y como le divierte mucho cocinar, de vez en cuando se mete en los fogones, aunque realmente no precisa hacerlo ya que, según me confesó, Pily cocina muy bien y se complementan estupendamente.

Remata nuestra grata charla diciéndome que, como tiene la vida muy bien organizada, lleva muy bien la Cuarentena, que está en condiciones de aguantar “las que le echen”, y que espera que nos veamos el 14-7 en mi Cumpleaños. ¡Así sea, Quique!.

Y finalizo por hoy. Prometo seguir dándoles más “Partes de Guerra”. Mientras el cuerpo aguante…. ¡¡¡Saludos y salud!!!.

(Fotos: Lajos Spiegel)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × cinco =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.