Carta a 21noticias. Silencio!!! Se juega!!! (A la plantilla del RCD, en general, y a Çolak en particular)

M. Fernández

Ni perdones, ni más declaraciones de buenas intenciones en las redes sociales acompañando fotografías individuales, cuyo principal objetivo no es otro que hacer gala de uno mismo. SALVEN ESTO YA!!!

Por Dios, por la santísima virgen o por sus santos cojones pero SALVENLO.

Y me voy a quedar a gusto. Señor Emre Çolak: Quiero a mi escudo.

Quiero a mi camiseta.

Los mercenarios se tienen que marchar.

No es solo un cántico. Son más que tres frases. Es una realidad. Como lo que está pasando. Y es tremendísimo. Hay que tener muy poco respeto por el escudo que representas, mejor diré ninguno, poco sentido común y muy pocas neuronas, para que te ganen un partido de manera escandalosa, yo diría hasta humillante, y abandones Riazor el primero, “pitando” y como alma que leva o demo, sin tomarte el tiempo necesario para, apelando al “orgullo” que demuestras no tener, hacer piña con tu equipo y decir “vamos a echar el resto, que esto se acaba ya”. No bastando con ello, decides no presentarte a la sesión del día siguiente en Abegondo y, por supuesto, tampoco te molestas en avisar con algún tipo de justificación. Cuándo más se apela a la unidad, en el momento más crítico, haces la del humo. Y no es que no nos hubieras avisado ya que, con el equipo jugándose la salvación en Segunda, te has despedido del club en más de una ocasión en tus redes sociales.

Esta vez te has superado, eso sí. Si te hubieras dedicado tan a fondo en el campo como lo has hecho en borrar todas tus fotos con la camiseta del Depor en tu Instagram, otro gallo nos cantaría. Y aunque este hecho, a día de hoy, me importa lo que viene siendo nada te diré que es de tener una desfachatez, cuanto menos bastante pronunciada para con quien te da de comer y es, sencillamente, una ofensa nunca vista hasta ahora en toda mi vida como deportivista, que no es poca…

Desde luego, y dicho esto, yo no solo no quiero volver a verte representando a mi escudo en tu vida… Es que no quiero verte puesta la camiseta de mi equipo ni para salir a dar una vuelta por el Orzán, ni para volar tu dron de última generación aunque sea sin salir de tu salón. La culpa no es tuya, sino de quien sabiendo como te has portado la anterior etapa con expulsión en un entrenamiento, corrió como si no conociera a otros jugadores a firmar tu llegada al Deportivo, supongo que no vendrías gratis. Eso se llama gestión deportiva nefasta.

Que te quede claro. #Anosacamiseta e #onosoescudo ni se arrastran por el suelo, ni se desprecian!!!

Dices que pedirás perdón a la directiva y al cuerpo técnico. Yo creo que se te olvida la afición deportivista; esa que te ha tratado con cariño incluso cuando volviste después de haberte ido y que si algo no se mereció nunca fueron tus continuos arrebatos de chulo de barrio y caprichos de niño mimado a los que últimamente nos tenías acostumbrados.
En el momento en el que estamos lo tuyo no tiene justificación posible. Así que, por mi parte, te lo puedes ahorrar… De esta menda ni olvido, ni perdón, es el sentimiento del deportivismo, que en los momentos mas delicados lo traicionan.

Foto: RCD

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.