Incluye el pavo en tus recetas y disfruta de un exquisito sabor

Durante las fiestas de Navidad, muchos y muchas desearían realizar alguna receta que incluyese pavo; un ingrediente sabroso que hace de cualquier cena un manjar especial. Por este motivo, en este artículo ofrecemos algunas recetas de cocina con pavo.

Ensalada de pavo

Uno de los entrantes perfectos para estas fiestas navideñas. La ensalada de pavo es fácil y rápida de preparar y, además, suele gustar a todo el mundo. Asimismo, es una opción fresca y ligera, ideal para combinar con otros platos calientes y más pesados. Para realizarla, necesitaremos 100 gramos de pavo cocido Campofrío, 75 gramos de queso fresco, ensaladas de diferentes tipos, 1 manzana, olivas negras sin hueso, vinagre de Módena, mostaza, pimienta negra y aceite de oliva virgen extra.

En primer lugar, deberemos lavar adecuadamente la ensalada, dejarla escurrir y colocarla en un bol. Así, a continuación, deberemos cortar el pavo en taquitos si lo hemos comprado entero o verterlo directamente si ya lo hemos adquirido troceado. En tercer lugar, tendremos que añadir las olivas negras cortadas a la mitad.

También tendremos que trocear la manzana y el queso fresco en pequeños dados, que deberían tener el mismo tamaño que los trozos de pavo. Por último, deberemos preparar la vinagreta a partir de la mezcla del vinagre de Módena, la mostaza, la pimienta y el aceite de oliva.

Pavo guisado en almendras

El pavo guisado con almendras es otro de los mejores entrantes que podemos incluir en una cena navideña, bien sea de fin de año o reyes. Para su realización, necesitaremos los siguientes ingredientes: 400 gramos de pechuga de pavo, 2 ramos de cebolla de verdeo, 100 gramos de almendras molidas, 3 unidades de tomates rojos maduros, pasta de ajo, tomillo seco, sal y pimienta.

Una vez juntados todos los ingredientes, el primer paso consistirá en lavar y cortar la cebolla y el tomate para sofreírlos con un poco de sal, pimienta y aceite. Cuando el sofrito esté listo, podremos añadir la pechuga de pavo, con un poco más de pimienta y sal.

Posteriormente, tendremos que agregar una taza de agua y tomillo seco, así como un poco de pasta de ajo y dejar conservar a fuego medio-bajo durante unos 10 minutos. Para finalizar, deberemos añadir las almendras molidas y apagar el fuego.

Pavo al vino tinto con verduras

Esta receta de pavo al vino tinto con verduras está pensada para ser, sobre todo, un segundo plato. Para realizar esta receta, necesitaremos 2 muslos de pavo de medio kilo cada uno, 1 zanahoria, 1 cebolla, 1 puerro, 1 cabeza de ajo, 1 rama de tomillo, sal, pimienta y una botella de vino tinto. Además, para hacer la guarnición adecuadamente, es recomendable contar también con otra zanahoria, 1 patata y 1 calabacín.

Para empezar a preparar esta receta, tendremos que trocear los muslos de pavo, salpimentándolos y dorándolos en una cazuela con un poco de aceite de oliva. Después, deberemos añadir las verduras limpias y troceadas, la cabeza de ajo y la hoja de tomillo. Posteriormente, deberemos rehogar todo el contenido de la cazuela y verter el vino tinto.

La cocción se debe realizar a fuego moderado, para que el pavo esté tierno. Una vez hecho, deberemos retirarlo, dejando reducir el líquido hasta que este adquiera algo de consistencia. Finalmente, deberemos colar el resultado para verterlo de nuevo en la cazuela con el pavo y cocinarlo a fuego lento, otra vez, durante cinco minutos.

En cuanto a la preparación de la guarnición, tendremos que hacer bolas con las verduras y cocerlas en agua, dejándolas luego enfriar. Una vez tengamos las verduras preparadas, deberemos añadirlas al guiso, dejándolo cocer todo junto durante unos diez minutos aproximadamente.

Pechuga de pavo rellena con jamón y queso

Ante los excesos de la Navidad, la inclusión en el menú de una receta con pavo como esta puede ayudar a combatir medianamente los efectos adversos de las comilonas navideñas. En este caso, para preparar pechuga de pavo rellena con jamón y queso, tendremos que contar con media unidad de pechuga de pavo, 3 lonchas de jamón serrano, 3 lonchas de queso, sal, pimienta negra, aceite de oliva y orégano.

Para empezar a prepararla, tendremos que abrir la pechuga como si fuera un libro y salpimentarla. Una vez abierta, deberemos incluir las lonchas de jamón y queso al interior del pavo. Así, aunque esta receta incluya este tipo de embutido, podemos hacer cualquier variación con otros ingredientes como, por ejemplo, con verduras.

En cualquier caso, una vez relleno el pavo, deberemos cerrarlo y atravesarlo con un palillo de madera para evitar que se abra. Finalmente, tendremos que colocar todos los rollos en una fuente, agregando aceite de oliva y orégano seco. La pechuga deberá permanecer en el horno durante 20 o 25 minutos a una temperatura aproximada de 170 grados. Para servirla, es aconsejable cortarla en pequeños trozos y acompañarla con un puré de verduras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.