Plan de choque para el refuerzo del sector turístico en Galicia

La Xunta pondrá en marcha el próximo año un Plan de choque para el refuerzo del sector turístico dotado con 35,7 millones de euros

La Xunta de Galicia pondrá en marcha el próximo año un Plan de choque para el refuerzo del sector turístico que estará dotado con 35,7 millones de euros. Incluirá, entre otras medidas, el seguro coronavirus, iniciativas de incentivos al consumo o el apoyo a la creación de paquetes turísticos atractivos en el contexto de la pandemia.

Así lo precisó hoy el vicepresidente primero, Alfonso Rueda, durante una comparecencia en el Parlamento gallego, donde dio cuenta de las medidas puestas en marcha por la Administración autonómica para hacer frente a la crisis sanitaria del coronavirus, así como para paliar sus consecuencias económicas y sociales.

En este contexto, avanzó que la Xunta pondrá en marcha el próximo año un Plan de choque para el refuerzo del sector turístico que incluye, entre otras medidas, el seguro de coronavirus, que cubrirá los costes sanitarios, de transporte y alojamiento que se deriven de la posible situación de contagio de COVID-19 de un viajero y/o su acompañante.

Además, se incluyen otras actuaciones de incentivos al consumo, como la renovación del Bono Turístico, con 6 millones de euros; la reedición del programa de promoción del turismo interno Elige Galicia, con 1,3 millones de euros; o la creación de una nueva línea de apoyo para el fomento de la cooperación entre turoperadores con el objetivo de que creen paquetes turísticos atractivos en el contexto de la pandemia, dotada con 1,2 millones de euros. En total, el Plan de choque supondrá un presupuesto de 35,7 millones de euros.

Este Plan cubrirá además, en el caso de ser precisas, ayudas directas y específicas al sector de la hostelería, además de multiplicar casi por tres la inversión de la línea de ayudas orientadas a mejorar los alojamientos y restaurantes gallegos, que pasa de 1,5 a 3,5 millones de euros.

Hace falta recordar que la Xunta ha puesto en marcha un completo apoyo a empresas y autónomos, con mayor atención a los sectores especialmente paralizados y, especialmente, a la hostelería, una de las actividades más afectadas por las restricciones sanitarias.

Así, la Xunta lanzó un Plan de rescate para los sectores más afectados por la pandemia, dotado con 84 millones de euros, que fue elaborado en diálogo con sus destinatarios. Incluye tres líneas de ayudas, complementarias y acumulables entre sí: la de personas autónomas; la de microempresas y/o autónomos con empleados; y la dirigida al sector hostelero cerrado por las restricciones que se impusieron desde el mes de octubre. En los últimos días, estas tres líneas han recibido más de 37.000 solicitudes.

Estas ayudas se complementan con una nueva línea de préstamos directos para autónomos y pequeñas empresas con más problemas de liquidez, dotada con 10 millones de euros. Además, en el caso concreto de la hostelería, está activa una convocatoria de 3 millones de euros para financiar la adaptación de terrazas y la adquisición de elementos de envasado de comida y bebida; además del Plan específico dirigido al ocio nocturno, lanzado hace semanas para ayudar al sector que más tiempo estuvo cerrado totalmente.

No solo se está apoyando a la hostelería, sino que la Xunta también habilitó apoyos específicos a otros sectores especialmente afectados como el transporte público, con el nuevo pago, hace dos semanas, de 20 millones de euros para evitar la quiebra de las empresas; el ámbito marítimo-pesquero, con el Plan Avantemar de reactivación, dotado con 77 millones de euros; o a los productores de planta ornamental, flor cortada, carne de vacuno y vino, con ayudas y con un instrumento financiero en los que la Xunta invierte 18 millones de euros. Un compromiso con los sectores más afectados que continuará, siempre que sea necesario, en el 2021.

En cualquier caso, el trabajo de la Xunta no se limitó tan sólo a la puesta en marcha de apoyos específicos a los sectores económicos especialmente paralizados, sino que llevó a cabo un trabajo ingente de adaptación y refuerzo de servicios públicos como la educación, la sanidad o la Administración de Justicia; así como ha trabajado intensamente en la coordinación entre administraciones.

Así, en el ámbito de la educación se están invirtiendo 162 millones de euros para atender a las necesidades generadas por el coronavirus, además de estar implantando otras medidas como el Plan de enseñanza virtual o la realización de PCR a los estudiantes.

Además, la Xunta implementó el Plan para agilizar la actividad judicial; trabaja en la coordinación de las fuerzas y cuerpos de seguridad a través de las reuniones semanales de la Sacop (Sala de Coordinación Operativa); reforzó los operativos de la Policía autonómica, que ya ha realizado más de 57.000 actuaciones específicas desde el inicio de la pandemia; e implantó un convenio de colaboración con los ayuntamientos para la tramitación de sus procedimientos sancionadores, un convenio al que ya se han adherido 33 entidades locales.

En el ámbito estrictamente sanitario, el vicepresidente primero recordó medidas como el segundo cribado de todo el personal que trabaja en centros sanitarios; el acuerdo sindical para el Plan de contingencia, que permitirá 1.200 contrataciones de entre 6 meses o un año; o el duplicado de la frecuencia de los cribados por PCR al personal de las residencias.

Además, los presupuestos para 2021 en materia de sanidad recogen 115 millones de euros para mantener los contratos de refuerzo y hacer frente a las nuevas necesidades; 45 millones para EPIs en atención primaria y hospitalaria; o un incremento de más de 18 millones de euros para las partidas de laboratorio.

Implicación del Gobierno central

Por último, el vicepresidente primero volvió a reclamar la necesaria implicación del Gobierno central, con el objetivo de que se sume al esfuerzo que está realizando la Administración autonómica en este ámbito.

Recordó cuatro demandas fundamentales y urgentes: la aclaración de los criterios de reparto de los fondos Next Generation; la dotación de una legislación sanitaria adecuada a las necesidades actuales; la atención a sectores especialmente paralizados, con medidas como la bajada del IVA turístico al 4% o la ampliación de los ERTES; y, un punto fundamental, la incorporación de las necesidades y potencialidades de Galicia al proyecto de Presupuestos del Estado para 2021, toda vez que Galicia recibirá la cifra más baja de los últimos 15 años y que, además, no se recoge ninguna partida para el Xacobeo 2021.

Foto portada: Turgalicia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.