Militares al rescate. La tormenta Filomena y la historia interminable

Se está a un paso nuevamente de repetir una historia interminable, que se sabe cómo acabará.

Los militares se encuentran nuevamente en las calles y en las carreteras, tras el paso de la tormenta Filomena, intentando aliviar los efectos producidos por esta, y cumpliendo con su responsabilidad de servicio a la ciudadanía.

Al militar se le ha vuelto a dar visibilidad en un momento de crisis y, lamentablemente, se le volverá a olvidar una vez pase esta.

Se les ha vuelto a dar visibilidad en momentos de crisis y, lamentablemente, se les volverá a olvidar una vez pase esta. Atrás quedaran unas imprescindibles mejoras en nuestra carrera militar y en nuestras paupérrimas retribuciones.

Una inmensa mayoría de los militares de tropa y marinería, la mayoría de los militares que en este momento están trabajando en nuestras ciudades, junto a bomberos, protección civil o fuerzas y cuerpos de seguridad del estado, se verán abocados sin remedio a la vida civil por cumplir 45 años.  En las Fuerzas Armadas, quien vale para servir a los 43 o 44 años, ya no vale al cumplir 45.

La Asociación de Tropa y Marinería Española “ATME” deja claro su compromiso con los ciudadanos y España, pero también deja claro su compromiso irrenunciable con las reivindicaciones de los militares de tropa y marinería. Reivindicamos que nos somos un gasto superfluo para el ciudadano; pero que tampoco debemos ser una mano de obra barata.

Integrantes de un mismo equipo donde unos lo han percibido u otros no, militares temporales que participaron y al ser RED en el momento de su distribución no lo han percibido, mientras si sus compañeros en activo.

El militar, está harto del doble rasero que padece. Está harto del olvido que sufre cuando se acercan los presupuestos generales del estado o cuando reclama unas mejoras en su carrera militar y en el fin de la temporalidad.

El año 2021, si la situación sanitaria lo permite, debe ser el año de volver a salir a la calle, igual que el 19 de septiembre, para volver a reclamar unos derechos profesionales y retributivos que se nos niega de una manera reiterada.

Recientemente se ha publicado en las redes una imagen que define perfectamente la situación que sufrimos día a día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.