El alcalde de Sada se manifiesta “tranquilo” ante los indicios de prevaricación administrativa

El fiscal estimó el escrito remitido por la Unión Sindical Obrera USO y pide al Juzgado su investigación penal

El artículo de prensa recoge que Portela se manifiesta “tranquilo”, a la vez que defiende la legalidad del proceso, cuestión que no se explica, salvo que se cubrió con el único aspirante. “En nuestra opinión, es lo mejor, que este tranquilo. Pero su osadía no lo demuestra” declaran desde el PP de Sada.

En unos días, ha retirado la consideración de hijo predilecto de Sada a D. Pedro Barrié de la Maza, ha comprometido prácticamente la totalidad de la inversión municipal en la primera fase de unas instalaciones para el atletismo, y continua con su empeño personal del derribo del Náutico.

“Un alcalde en esta situación judicial, de la que se desconoce su desenlace, pero que hay que considerar todas las posibilidades, debe actuar efectivamente con tranquilidad” denuncian los populares.

“Lo prudente sería actuar como si estuviese en funciones, aunque él a otros ya le habría pedido la dimisión, y no embarcarse en proyectos, actitudes y actuaciones que puedan ser irreversibles o condicionar la labor de un supuesto sucesor en el cargo”.

“Precisamente, respecto del Náutico, no ha tramitado nuestro recurso de impugnación del expediente de licitación del derribo, presentado el 13 de enero, basado principalmente en dos informes contrarios de secretaría y en otro del arquitecto municipal”.

Tampoco ha tramitado otras dos impugnaciones a sendos acuerdos adoptados en el pleno de 29 de diciembre de 2020, relativas también a la demolición del Náutico, basadas principalmente en que el PXOM exige que se tramiten simultáneamente las obras de demolición y las de obra nueva o las de reordenación previstas.

“Respecto a la adjudicación del puesto de urbanismo, nuestras noticias son que las propuestas iniciales del alcalde para cubrir la plaza, fueron rechazadas por los habilitados nacionales, dado que él contemplaba cubrir el puesto de administración general previsto en la RPT con un técnico de la administración especial, que no se ajusta, y que el modo de selección era inicialmente una entrevista, y luego una baremación personal de méritos”.

Finalmente, la resolución de alcaldía se adaptó a las exigencias de los habilitados nacionales; sin embargo el texto publicado en el BOP se ajustaba a los deseos iniciales del alcalde, y en base a ello concurrió un único aspirante, que casualmente es afín y de su mismo partido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.