Refuerzo a las medidas y ayudas destinadas a la atención de las víctimas de violencia de género durante el estado de alarma

La Secretaria General de la Igualdad y el delegado territorial de la Xunta en Ourense mantuvieron hoy una reunión por videoconferencia con las representantes de los dieciséis Centros de Información a la Mujer (CIM) de la provincia

La Secretaria General de la Igualdad, Susana López Abella, y el delegado territorial de la Xunta en Ourense, Gabriel, mantuvieron hoy una reunión por videoconferencia con las representantes de los dieciséis Centros de Información a la Mujer (CIM) de la provincia. En esta reunión telemática, tanto la Secretaria General de la Igualdad como el delegado territorial, quisieron conocer de cerca sus aportaciones y necesidades, así como informarlas de las ayudas y los recursos de la administración autonómica a su disposición.

Los dieciséis Centros de Información a la Mujer (CIM) de la provincia de Ourense participaron en el Plan de refuerzo de atención a las víctimas de violencia de género puesto en marcha por la Secretaría General de Igualdad para garantizar todos los recursos de acogida la aquellas mujeres que los precisen durante la vigencia del Estado de Alarma.

El Gobierno gallego sigue manteniendo todas las ayudas y recursos de su presupuesto para atender a las víctimas de violencia de género, entre las que se incluyen las prestaciones económicas, el asesoramiento psicológico, de asistencia social y jurídica de los CIM y, en su caso, el funcionamiento de las casas de acogida.

Otro de los asuntos trasladados en la reunión fue el hecho de que el Gobierno gallego está trabajando en el refuerzo y reconfiguración de los programas de conciliación de la vida laboral y familiar, apoyados por la Xunta, y que adquieren un papel esencial durante los próximos meses. La administración autonómica estudia fórmulas, en colaboración con los ayuntamientos, para seguir prestando estos apoyos.

López Abella y Gabriel incidieron que tras el decreto del Estado de Alarma y el confinamiento, una de las principales preocupaciones del Gobierno gallego fue el aumento de riesgo para las mujeres víctimas de violencia de género, sobre todo para aquellas que conviven con su agresor, por eso subrayaron “el servicio y apoyo ofrecido por los CIM es fundamental. Ante la pandemia de coronavirus, todos los centros están funcionando, prestando atención vía telefónica y telemática y, mismo, ofreciendo atención presencial en aquellos casos de mayor gravedad”, explicaron la secretaria general de la Igualdad y el delegado territorial.

Además, se mantienen totalmente operativos los centros de acogida hasta completar capacidad y también se acordó reforzar la colaboración con la Red gallega contra la trata para atender situaciones de especial vulnerabilidad causadas por la crisis del coronavirus.

El Plan de refuerzo vigente incluye, además, entre otras medidas, la ampliación del bono alquiler social para víctimas de violencia de género, hasta poder llegar a asumir la Xunta el pago del 100% del alquiler, para paliar el impacto económico que el estado de alarma pueda tener sobre las víctimas.

Los CIM de la provincia y centros de acogida

En el área territorial de Ourense permanecen operativos los CIM de la Mancomunidad de Ayuntamientos de Santa Águeda, de la Mancomunidad de Municipios de la Comarca de Verín, de la Mancomunidad del Ribeiro, de la Mancomunidad Intermunicipal Conso-Frieiras, de la Mancomunidad Terra de Celanova, de Barbadás, del Ayuntamiento de Avión, del Ayuntamiento de Maceda, del Ayuntamiento de Muíños, del Ayuntamiento de Ourense, del Ayuntamiento de Pobra de Trives, del Ayuntamiento de Viana do Bolo, del Ayuntamiento de Xinzo de Limia, del Ayuntamiento del Barco de Valdeorras, del Ayuntamiento de O Carballiño y del Ayuntamiento de Pereiro de Aguiar.

“Ante la pandemia de coronavirus, todos los centros están funcionando, prestando atención por vía telefónica y telemática, y mismo ofreciendo atención presencial en aquellos casos de mayor gravedad”– explicaron la secretaria general y el delegado territorial.

Al mismo tiempo, se mantienen totalmente operativos los centros de acogida hasta completar capacidad y también se acordó reforzar la colaboración con la Red gallega contra la trata para atender situaciones de especial vulnerabilidad causadas por la crisis del coronavirus.

Además, el Plan de refuerzo vigente incluye, entre otras medidas, la ampliación del bono alquiler social para las víctimas de violencia de género, hasta poder llegar a asumir la Xunta el pago del 100% del alquiler, para paliar el impacto económico que el estado de alarma pueda tener sobre las víctimas.

También continúa activo servicio de atención telefónica 24 horas a mujeres víctimas de violencia de género (900400273), que recibe también las llamadas procedentes de Galicia que entran a través del 016. Además, opera con normalidad el asesoramiento jurídico en línea y siguen operativas las terapias de apoyo psicológico, tanto en atención presencial cómo a través de sesiones telemáticas o telefónicas, al igual que el contacto con las víctimas de violencia sexual.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.