Mientras las muertes por COVID-19 aumentan, solo el 16,6% de la población de América Latina está vacunada

Además, la agencia de la ONU para la salud en el continente advierte que se ha agudizado el deterioro en el sistema de atención primaria en la región, lo que traerá una “avalancha de problemas” si no se toman medidas.

Mientras Argentina, Colombia, Cuba, Ecuador y Paraguay se encuentran entre los países que reportan las tasas de mortalidad semanales más altas de COVID-19 del mundo, solo el 16,6% de la población de América Latina y el Caribe ha sido completamente vacunada contra el coronavirus informó este miércoles la Organización Panamericana de la Salud.

América es de hecho la región del mundo donde más subieron las muertes por el coronavirus la semana pasada, con un incremento del 29%.

Durante la conferencia de prensa semanal sobre COVID-19, la directora de la agencia de salud regional, Carissa Etienne, especificó que, pese a que la cobertura de vacunación es superior a esa cifra en Estados Unidos, Chile y Uruguay, continúa siendo inferior al 20% en más de la mitad de los países y territorios del continente americano.

Con relación a Cuba, Etienne destacó que está experimentando las tasas de infección y muertes más altas que en cualquier otro momento de la pandemia, y que afecta a todos los grupos poblacionales. En la última semana, más de 7000 menores y casi 400 mujeres embarazadas dieron positivo en las pruebas de COVID-19.

El doctor Ugarte, director de Emergencias en Salud de la Organización, indicó que la transmisión del coronavirus en la nación caribeña continúa siendo muy activa y que hasta ayer se había batido un récord con 9323 casos reportados, 1500 de ellos en La Habana. Este aumento estaría asociado a la variante delta, según las autoridades nacionales cubanas.

Al mismo tiempo, los casos se incrementaron más del doble en Estados Unidos durante la última semana, principalmente entre personas no vacunadas.

El doctor Jarbas Barbosa, subdirector de la agencia de la ONU, desmintió que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos indicaran que el actual incremento de casos de COVID en Estados Unidos se deba a las personas vacunadas.

Al contrario, explicó que la transmisión vigente en la nación norteamericana se debe mayoritariamente a personas no inmunizadas.

La variante delta puede ser hasta un 60% más transmisible que el virus original.

Carissa Etienne recordó que las cuatro principales variantes de preocupación del virus – alfa, beta, gamma y delta- siguen circulando a través de la región y que son más transmisibles que el virus inicial.

“La variante alfa se ha detectado en 47 países, seguida por la gamma en en 31 países y territorios, la beta en 20 y la delta en 20 (…) No sabemos si la variante delta se convertirá en predominante en la región, tal y como ha sucedido en algunos países, pero déjenme decirles que esta situación es un aviso para todos de que la pandemia todavía no se ha acabado”, puntualizó.

Añadió que las evidencias halladas hasta el momento muestran que la variante delta puede ser hasta un 60% más transmisible que el virus original.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.