La desaparición del valor doble de los goles en campo rival para la UEFA. Por Diego Fierro Rodríguez

El pasado día 24 de junio se pudo conocer una importante novedad legislativa para las competiciones europeas de fútbol: desaparece el valor doble de los goles en el campo rival. La noticia estaba en el aire desde que, hace un mes, lo señaló el diario Marca, siendo cierto que esa posibilidad llevaba encima de la mesa desde 2018, año en el que se estudió esa reforma.

Los principales diarios deportivos españoles han publicado la noticia resaltando su esencia. El diario As indicó que “la UEFA elimina el valor doble de los goles en campo rival” y que “el máximo organismo terminó con una norma que existía desde 1965 y que había generado muchos debates”, de modo que “serán los penaltis los que desempaten eliminatorias”. El diario Marca afirmó que “desaparece la regla del valor doble de los goles fuera de casa en competiciones UEFA” y que “así lo ha anunciado el organismo y entrará en vigor a partir de la 2021-22”. El diario Sport comentó que “la UEFA elimina el valor doble de los goles en campo contrario”, pues “el organismo europeo considera que el hecho de jugar como local ya apenas supone una ventaja”, aunque “no ha habido unanimidad”.

La norma derogada tenía su fundamento en la equidad, atendiendo a la tradicional idea de la mayor dificultad de marcar goles en el campo rival, que se sostenía esencialmente en dos pilares: la carga por el cansancio inherente el viaje y el menor apoyo de los aficionados del equipo visitante. Estos dos factores contraproducentes al equipo visitante se podían compensar otorgando más valor a los goles en el campo rival, consiguiéndose, así, mayor equilibrio en el cómputo global de las anotaciones en cada eliminatoria de las competiciones de la UEFA.

No se ha podido alcanzar la unanimidad en la supresión del valor doble de los goles marcados por el equipo visitante porque no hay claridad absoluta en lo que se refiere a la desaparición de los inconvenientes de jugar en el campo rival, el cansancio por el viaje y la falta de apoyo de los aficionados. Sin embargo, puede que no sea la consideración de desaparición de esos dos elementos lo que ha llevado a eliminar el valor doble de los goles en campo rival, al existir otro aspecto del que puede no querer hablarse: el riesgo que corre la sostenibilidad del negocio del fútbol.

El fútbol profesional se caracteriza por su fuerte incidencia en la economía y, precisamente, es la obtención de beneficios lo que parece orientar una nueva norma que busca lograr más espectáculo y unas mayores expectativas que sirvan para alcanzar mejores datos de audiencia y más dinero. Parece que la reducción de beneficios en un futuro próximo preocupa y mucho, por lo que se infiere de la iniciativa que llevó a los equipos más importantes del fútbol europeo a impulsar la creación la Superliga, que actualmente se encuentra en el aire y que puede impedirse, según el criterio de la UEFA, haciendo más atractivas la Champions League y la Europea League.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.