La música en directo vuelve con fuerza después de la pandemia

Los estadios volverán a latir y rugir al ritmo de la banda sonora de sus ídolos, al recuperar el cien por cien de su aforo para la gran experiencia fan: el concierto y el directo; las páginas especializadas en venta de entradas echarán humo y recomiendan previsión

Hace exactamente medio siglo, el cantautoir norteamericano Don McLean bautizó para siempre el 3 de febrero de 1959 como ‘El día que murió la música’, en referencia al trágico accidente aéreo que le costó la vida a Buddy Holly, Ritchie Valens y The Big Bopper. De paso, dejó un himno mil veces versionado y otras tantas tarareado, American Pie. Lo cierto es que la música, afortunadamente, jamás ha estado cerca de morir, pero de alguna forma, entre los innumerables estragos de la pandemia COVID está el haber silenciado la música de verdad, los directos de estadio, de sala de conciertos, de pequeño local… la sensorialmente inigualable experiencia del ‘live’.

En el camino hacia la nueva normalidad está la recuperación de los aforos, la vuelta de los festivales, los conciertos… el reencuentro con unos ídolos a los que si ya veíamos de forma ocasional nos los habían reducido a una playlist o a la nostalgia. Los teatros volverán a levantarse al ritmo de los musicales. Los pabellones y estadios acogerán nuevas comuniones entre estrella y fan. Y en, en buena parte de los casos, las páginas de venta de entradas para espectáculos nos ponen los dientes largos con los anuncios. Es posible ver ya el cartel de la vuelts de Dua Lipa, Alanis o El Rey León o Ghost, entre muchos otros.

No existe fórmula más exitosa en la música que las giras de reunión de las grandes bandas, como se pudo comprobar con KISS, Take That o los Backstreet Boys. De alguna manera, absolutamente todos los artistas protagonizarán giras de reunión después de casi dos años sin subirse a un escenario. O al menos no en la forma que conocíamos tradicionalmente y que les ha hecho grandes. Porque, ahora sí, España volverá al cien por cien de aforos. El ‘Sold Out’ colgará si cabe con mucha más premura que antes. Y es que parte del ritual de cualquier gran espectáculo que se precie pasa por la carrera hacia las entradas. Y ahí es donde los portales especializados recomiendan antelación y planificación, porque lo cierto es que se esperan recaudaciones récord en tiempos nunca vistos. De hecho, si vamos a visitar una ciudad no deberíamos hacerlo sin haber reservado antes una entrada, ya que la música en directo vuelve con más fuerza que nunca.

Simplemente con echarle un vistazo al pistoletazo de salida de los Tours de bandas como Metallica en Estados Unidos, así como festivales como el de Reading en Reino Unido, con Liam Gallagher de cabeza de cartel, se cae una lagrimita de emoción al ver a un público entregado y que ha dejado atrás uno de los periodos más traumáticos para cualquier melómano: la carencia de la emoción del directo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.