La Fundación María José Jove analiza en un documental cómo influye el proceso creativo en la trayectoria vital de los artistas

Reúne conversaciones con Antony Gormley, Ángela de la Cruz, Luis Gordillo, Esther Ferrer, Manuel Vilariño y con el fallecido Julião Sarmento, suponiendo sus declaraciones las últimas registradas

La Fundación María José Jove presenta esta tarde, a las 19.30 horas, en el Paraninfo de la Universidade de Santiago, el documental y la publicación “Cuerpos Presentes”. Con ellos, culmina el proyecto iniciado el 6 de mayo en formato exposición y que reunió en Santiago una selección de algunas de las obras más importantes de la Colección de Arte Fundación María José Jove con motivo de Xacobeo 2021-22.

Al acto asistirán Anxo Manuel Lorenzo, secretario xeral de Cultura de la Xunta de Galicia; Mar Lorenzo, vicerrectora de Igualdade, Cultura e Servizos de la USC; Juan Manuel Monterroso, catedrático y director del departamento de Historia del Arte de la USC y Susana González, directora de la Colección de Arte Fundación María José Jove y comisaria del proyecto.

El documental, cuyo periodo de realización ha sido de un año, es el resultado de días de convivencia con seis artistas en sus estudios y en su entorno habitual, en sus diferentes países de residencia y después de salvar los inconvenientes y restricciones propias de la pandemia para viajar y trabajar con seguridad.

Entre los propósitos de las conversaciones se encontraba esbozar los caminos recorridos por los artistas en relación con su práctica artística y a sus trayectorias vitales, siempre intrincadas las unas con otras. En Estoril se visitó al recientemente fallecido Julião Sarmento, suponiendo sus declaraciones las últimas registradas; en París, a Esther Ferrer; en Londres, a Antony Gormley y a Ángela de la Cruz;  en Madrid, a Luis Gordillo y en Galicia,  a Manuel Vilariño. En las conversaciones, que se dan en sus espacios más íntimos, se revisan también aspectos vinculados a la noción de cuerpo y la interpelación que se produce entre lo corporal y lo sensible. El documental contó con la ayuda de la Xunta de Galicia, dentro del programa O teu Xacobeo.

La publicación

Por su parte, la publicación muestra una selección de obras pertenecientes a la Colección de Arte Fundación María José Jove que desarrollan una narrativa en torno al cuerpo, desde la transversalidad de sus interpretaciones, en un marco cronológico que abarca más de un siglo. La selección ofrece tres formas de acercarnos al cuerpo —a través de su representación, como objeto y sujeto— y desde otras proposiciones metafísicas de tipo introspectivo, místico o espiritual que permean la forma de abordar el proceso creativo.

La publicación aglutina texto curatorial de Susana González, directora de la Colección de Arte Fundación María José Jove y comisaria del proyecto; textos críticos Siento luego existo. Breves reflexiones sobre la relación entre cuerpo y arte, de Manuel Monterroso, director del departamento de Historia del Arte de la USC; y Apuntes para una fenomenología del peregrinaje de Félix Duque, filósofo y catedrático de Filosofía en la Universidad Autónoma de Madrid.

Asimismo, “Cuerpos Presentes” analiza, además de a los artistas visitados en el documental, obras de Mariano Fortuny, Eduardo Chillida, Salvador Dalí, Anselm Kiefer, Georg Baselitz, Louise Bourgeois, Tápies, Antonio Saura, Juan Muñoz, Helena Almeida,, Elmgreen and Dragset, Jorge Barbi, Manuel Vilariño, June Crespo o Antoni Tàpies.

Analogía entre la peregrinación y el proceso creativo

Tanto en la publicación como en el documental se invita a hacer una analogía entre el caminar y el tránsito vital en el proceso creativo. Desde esta perspectiva, se podría afirmar que los artistas participan del ritual del camino desde otros parámetros; sin embargo, en ambos permanece el carácter sacral de la acción y, en muchos casos, el arraigo a intereses existenciales concretos.

Para Susana González, “la peregrinación es un fenómeno unido a la condición itinerante del hombre que comparten otros desplazamientos de diferente índole. Como la creación, supone un espacio para la experiencia, y ambas implican proyectos de desarrollo, de autoconocimiento y de renovación personal. En este sentido, el proyecto vital artístico podría entenderse como un retiro eremítico parcial y análogo al profesado por el peregrino. En las dos se produce una tensión entre la búsqueda y el cambio, una experiencia que conlleva una capacidad rememorativa y un proceso de autoconocimiento y de construcción autobiográfica. En torno a estas ideas, desde la conformidad o el desacuerdo, giran las opiniones de los artistas”.

Foto portada: Fundación María José Jove

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.