Galicia destinará 2,1 M€ de ayudas para compensar los daños que causan el lobo y el jabalí al sector agroganadero

Este presupuesto permitirá al Gobierno gallego atender más de 2.000 solicitudes de ayuda para compensar los perjuicios que provoca la fauna silvestre y que son denunciados a través del teléfono 012

La Xunta de Galicia convoca las ayudas para paliar los daños que provocan el lobo y el jabalí al sector agroganadero, por un importe global de cerca de 2,1 millones de euros, que se podrán solicitar desde mañana.

Teniendo en cuenta el presupuesto disponible y el resultado de las convocatorias anteriores, se estima que en 2022 podrán beneficiarse de las dos órdenes de ayudas —publicadas hoy en el Diario Oficial de Galicia— más de 2.000 titulares de explotaciones ganaderas y personas que sufran daños en sus cultivos agrícolas.

Una de las novedades de la convocatoria para paliar los daños producidos por el lobo es la inclusión de un importe adicional, en concepto de lucro cesante, para el ganado bovino y ovino-cabruno reproductor de carne y leche (hembras). Supondrá un incremento de un 10% en los importes de las reses bovinas con mayor afectación por los daños (bovinos mayores de 2 años) y equinos menores de 4 meses; de casi un 12% en ovinos menores de 6 años (pasan de 59 a 70€); y de un aumento de un 18,6% para los corderos (103 a 115€).

La convocatoria cuenta con una partida inicial de casi 650.000 euros, por lo que la Xunta mantiene el esfuerzo realizado en los últimos años teniendo en cuenta el escenario incierto e inseguro jurídicamente que se presentó para el sector desde el mes de septiembre, a raíz de la publicación de la orden del Gobierno central que elevó el estatus legal de la especie mediante su inclusión en el Listado de especies silvestres en régimen de protección especial.

La orden recoge un año más la posibilidad de sufragar los gastos veterinarios de las reses que resulten heridas y, de ser necesario en el caso de sufrimiento grave e irreparable, también cubrirá los gastos de eutanasia acreditados y realizados de forma reglada por un profesional. Nuevamente, serán subvencionables los abortos que sufran las reses, a consecuencia del acto de depredación y tras la correspondiente acreditación veterinaria.

Las cuantías de las ayudas generales concedidas variarán en función de las especies afectadas y de los tramos de edad, oscilando entre los 26 euros de un ejemplar de ganado ovino/cabruno adulto y los 1.817 euros de una vaca de raza autóctona de entre dos y seis años de edad.

Asimismo, estos importes podrán incrementarse en un 30% en 103 ayuntamientos indicados en la propia orden —aquellos incluidos en la Zona 1 o en aquellos ámbitos en los que habían registrado daños reiterados— y en un 10% en el caso de aquellas explotaciones en las que se había comprobado la aplicación de medidas preventivas evaluadas de manera favorable.

A estas ayudas podrán acogerse titulares de explotaciones ganaderas, inscritos en el Registro general de explotaciones ganaderas (Rega), afectados por ataques de lobo a la ganadería que comuniquen los daños desde el 1 de octubre de 2021 hasta el 30 de septiembre de 2022.

Estos incentivos se suman a la inversión de 4,6 millones de euros realizada en el período 2016-2021, en líneas de ayudas para la adquisición e instalación de medidas preventivas frente a los los dan que el lobo ibérico ocasiona en las explotaciones agroganaderas, así como para indemnizar a los afectados.

1,5 M€ para paliar los daños del jabalí

En cuanto a la orden de ayudas para paliar los daños del jabalí sobre cultivos, la nueva convocatoria dispone de un presupuesto de 1,45 millones de euros. Una de las novedades es que se incrementa el importe máximo de la ayuda en un 25%, ya que se fijó en los 2.500 euros, frente a los 2.000 euros por beneficiario que estipulaba la anterior convocatoria.

A estas ayudas podrán acogerse titulares de explotaciones ganaderas, inscritos en el Rega o de autoconsumo, afectados por ataques de jabalí en sus cultivos que comuniquen daños desde el 11 de octubre de 2021 hasta el 10 de octubre de 2022.

Hace falta recordar que, entre otras medidas, la Xunta declaró el pasado mes de agosto a emergencia cinegética temporal en 29 comarcas gallegas —198 ayuntamientos, un 68% de la superficie gallega— para frenar los daños del jabalí, que estará en vigor hasta el 27 de febrero de 2022 si no se suspende antes.

Daños provocados por el oso

Por último, el pasado 17 de diciembre también se convocó la orden de ayudas para paliar los daños que provoca el oso pardo en explotaciones ganaderas y, de forma particular, en aquellas dedicadas a la apicultura, por un importe de 60.000 euros. Esta es la segunda vez que se convoca esta línea de ayudas y da continuidad a la de 2021, que se cerró con la concesión de un total de 25 ayudas por un importe de casi 37.000 euros.

Los beneficiarios de esta convocatoria —que pueden presentar sus solicitudes hasta el 18 de enero— son los titulares de explotaciones ganaderas inscritos en el Rego, así como propietarios de colmenas, que se habían visto afectados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.