El cultivo de opio disminuye un 95% en Afganistán

por Redacción Internacional

Según el Estudio sobre el Opio en Afganistán 2023, publicado por la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), la oferta de opio se redujo en un 95% desde que las autoridades de facto impusieron una prohibición de las drogas el año pasado

En cifras, la oferta disminuyó de 6200 toneladas en 2022 a 333 toneladas en 2023, lo que corresponde a una caída de la superficie cultivada, de 233.000 hectáreas a sólo 10.800 hectáreas en el mismo periodo.

Se espera que la contracción casi total de la economía del narcótico tenga consecuencias de gran alcance, dijo la agencia, destacando la urgente necesidad de apoyo al desarrollo alternativo para las comunidades rurales con el fin de construir un futuro libre de esta sustancia para el pueblo afgano. 

En concreto, los ingresos de los campesinos por la venta a los comerciantes del opio cosechado en 2023 cayeron en más de un 92%, pasando de los 1360 millones de dólares estimados para la cosecha de 2022 a los 110 millones de dólares de 2023, señala el estudio.

«Hoy, el pueblo de Afganistán necesita ayuda humanitaria urgente para satisfacer sus necesidades más inmediatas, para absorber el impacto de la pérdida de ingresos y para salvar vidas», declaró la directora ejecutiva de la agencia.

Ghada Waly añadió que, en los próximos meses, el país requerirá una fuerte inversión en medios de vida sostenibles, para proporcionar a los agricultores oportunidades y alternativas.

Foto portada: Noticias ONU / David Mottershead

Etiquetas ,
Comparte éste artículo
Escribe tu comentario